HOME
OBJETIVOS
ESTRÉS VISUAL
HABILIDADES VISUALES
VISIÓN, ATENCIÓN,
CONCENTRACIÓN
COMPUTADORAS, VISTA CANSADA
NIÑOS, LECTURA,
APRENDIZAJES
DEPORTES Y VISIÓN
DECODIFICACIÓN BIOLÓGICA Y TRANSGENERACIONAL
LAS HISTORIAS
GALERÍA
CURRICULUM VITAE
PROPUESTA
CONTACTO
DECODIFICACIÓN BIOLÓGICA Y TRANSGENERACIONAL

Decodificación Biológica

¿Por qué repetimos conductas y situaciones que no deseamos?
¿Por qué enfermamos y qué podemos hacer para sanarnos?
¿Qué papel juegan los conflictos no resueltos de nuestros ancestros?

La Decodificación Biológica integra varios conceptos científicos que nos permiten comprender la mecánica emocional que da origen a las enfermedades y comportamientos. Comprender que cada síntoma o conducta está hablando de situaciones emocionales no resueltas por nosotros o nuestros ancestros y que nuestro cerebro debe intervenir – biológicamente – para mantener nuestra supervivencia.

Los síntomas son verdaderos mensajes que nos envía nuestro cerebro sobre los conflictos que estamos viviendo y no podemos resolver, expresados en nuestra biología.

Las alteraciones de la visión tienen causas que van más allá de los ojos físicos El sistema visual tiene reglas que definen cómo organizamos una imagen y que condicionan lo que percibimos y recordamos.

El cerebro hace de manera simultánea millones y millones de cálculos, es una “máquina masivamente paralela” y esto ocurre porque la corteza visual es la más extraordinaria máquina paralela que conocemos.

El Dr. Daniel López Rosetti afirma que “el cerebro genera la función emocional y el cuerpo es el órgano de resonancia”.

La Decodificación biológica y Reprogramación nos permite tomar conciencia del origen de nuestros conflictos, liberarnos de ellos y adquirir nuevos patrones de conducta para vivir como deseamos.

“Cuando la mente cambia afecta por completo a tu biología”.

 

Transgeneracional

El árbol genealógico lleva toda la información. La información siempre está ahí para ser descubierta por los ojos que saben ver, para buscar la emoción que nos va a conducir hasta la historia oculta detrás de toda conducta o síntoma que perturba.

El síntoma en sí proporciona todos los detalles para buscar en el árbol. Cada síntoma tiene su sentido biológico, su para qué, su adaptación a una emoción relacionada con una situación concreta.

Conocer y aceptar la propia historia familiar y dar por concluidas las tareas inconclusas del pasado permite trabajar la propia identidad y lo que uno desea realmente, sin quedar inconcientemente atrapado por las repeticiones familiares.